Jueves 28 de Diciembre 2023
TURISMO

Caleta Tortel: el pueblo de madera que encanta a los viajeros en la Patagonia chilena

Un lugar que hay que conocer al menos una vez en la vida.

Turismo. Fuente: (Twitter)Créditos: Twitter.
Escrito en ENTRETENIMIENTO el

¿Te imaginas un pueblo donde las calles son pasarelas de madera que se entrelazan entre las casas y el río? ¿Un lugar donde la naturaleza se muestra en todo su esplendor, con glaciares, fiordos y bosques milenarios? ¿Un destino donde la historia, la cultura y la aventura se combinan para ofrecer una experiencia única? Ese lugar existe y se llama Caleta Tortel.

Caleta Tortel es un pueblo ubicado en la Región de Aysén, en el extremo sur de Chile. Se encuentra a 465 kilómetros al sur de Coyhaique, la capital regional, y se accede por la Carretera Austral, una ruta escénica que atraviesa la Patagonia chilena. Fundado en la década de 1950, este pueblo ha sido testigo de un desarrollo singular y ha conservado su encanto original.

Su característica más distintiva es su arquitectura, basada en la madera de ciprés, un árbol endémico de la zona. En lugar de calles, la vía de transporte en Caleta Tortel son las fascinantes pasarelas de madera, que hacen de este pueblo un laberinto encantador. Estas pasarelas, de unos seis kilómetros de longitud, conectan las casas de colores, las tiendas de artesanía, los embarcaderos y los miradores.

Caleta Tortel se encuentra enclavado en un fiordo del Pacífico, en la desembocadura del río Baker, el más caudaloso de Chile. Desde este pueblo, se puede apreciar la majestuosidad de la naturaleza que lo rodea, con paisajes inolvidables de montañas, lagos, ríos y cascadas. Además, se puede acceder a algunos de los glaciares más impresionantes del Campo de Hielo Sur, como el Jorge Montt, el Steffen o el Colonia.

Caleta Tortel es también un lugar con una rica historia y cultura, que se refleja en sus tradiciones, su gastronomía y su arte. Sus habitantes, que apenas superan los 500, son descendientes de colonos europeos y de pueblos originarios, como los kawésqar y los chonos. Su principal actividad económica es la explotación forestal, pero también se dedican a la pesca, la agricultura y el turismo.

El pueblo ofrece una variedad de actividades para los viajeros que buscan vivir una experiencia diferente y auténtica. Se puede recorrer el pueblo a pie, disfrutando de sus pasarelas y sus casas, visitar el museo local, que cuenta la historia y la cultura del lugar, o degustar la gastronomía típica, basada en productos del mar y del bosque. También se puede realizar trekking, kayak, observación de aves, navegación o pesca deportiva.

Caleta Tortel es un destino ideal para los amantes de la naturaleza, la cultura y la aventura. Un pueblo de madera que encanta a los viajeros con su belleza única y su magia singular. Un lugar que hay que conocer al menos una vez en la vida.